• Perfil

  • Sobre mí

    Apodos: Gaci y todos sus derivados

    Vivo en: Madrid

    Me gusta: correr, la fotografía, los libros

    Color: azul cielo y rojo

    Número: el 11

    Adoro: el buen tiempo, conducir con música, viajar

    Película: El efecto mariposa

    Un vicio: el hockey

    Un libro: Un milagro en equilibrio, Lucía Etxebarría

  • Escribe tu dirección de correo electrónico para suscribirte a este blog, y recibir notificaciones de nuevos mensajes por correo.

    Únete a otros 4 seguidores

  • Anuncios

Jorge Bucay & Jesús Quintero en Ratones Coloraos

Coldplay – Miracles (Someone Special): https://www.youtube.com/watch?v=z9BPMjL44Aw

Quiero

Quiero que me oigas, sin juzgarme.
Quiero que opines, sin aconsejarme.
Quiero que confíes en mi, sin exigirme.
Quiero que me ayudes, sin intentar decidir por mi.
Quiero que me cuides, sin anularme.
Quiero que me mires, sin proyectar tus cosas en mi.
Quiero que me abraces, sin asfixiarme.
Quiero que me animes, sin empujarme.
Quiero que me sostengas, sin hacerte cargo de mi.
Quiero que me protejas, sin mentiras.
Quiero que te acerques, sin invadirme.
Quiero que conozcas las cosas mías que más te disgusten,
que las aceptes y no pretendas cambiarlas.
Quiero que sepas, que hoy,
hoy podés contar conmigo.
Sin condiciones.

Jorge Bucay – “Cuentos para pensar”

Resultado de imagen de jesus quintero jorge bucay

“- ¿Cómo ocurre que un médico se convierte en fenómeno de masas? – La verdad es que no lo sé. Si lo supiera se lo diria a algunos colegas y amigos que son muy buenos escritores, mucho mejores que yo para que lo hicieran. Yo sólo puedo contar algunas de las cosas que yo hice… Escribir mi verdad, ser auténtico y honesto con lo que decía, contar desde mí y en primera persona las cosas que me pasaban… Hablé en un lenguaje sencillo de cosas complicadas y lo hice siempre como para que yo mismo las entendiera”

[-]

“- Estar en pareja es como danzar. Aprender a estar juntos es como bailar con la otra persona. En Argentina nos gusta decir que una pareja es como bailar un tango, donde en algún momento uno lleva y el otro se deja llevar. Donde el encuentro, la sensualidad y la confianza son imprescindibles para que el baile salga. Y si eso no sale, la danza no cuaja”

[-]

“- Algunos monstruos interrumpen el camino de las parejas. Algunos monstruos que son inevitables y las parejas tienen que resolver. Y el primero de todos misteriosamente es el monstruo de la decepción de que la pasión enamoradiza no va a durar para siempre. Es el primer descubrimiento. Uno se cada perdidamente enamorado, y como está enamorado no ve al otro. Ve solamente lo que se espera que el otro sea. Pero un día uno se levanta al lado del esposo, lo mira y se da cuenta de algo en lo que nunca cayo: en que el otro es raro. Es tan raro que quiere hacer el amor cuando yo quiero mirar TV, mirar TV cuando yo quiero leer, leer cuando yo quiero dormir y dormir cuando yo quiero hacer el amor. Es raro, el otro es raro. Y cuando uno se da cuenta de que el otro es raro tiene dos posibilidades: o empieza a enojarse con el otro porque es diferente, o empieza a darse cuenta de que esa diferencia es lo mejor que le puede pasar en la vida, porque gracias a ella puede aprender”

[-]

“- Amor es la alegría que me da la sóla existencia de la persona amada. Fíjate que no hablo de que esté para mi, de sexualidad, de encuentro. Es la alegría sólo de que exista. Y toda persona que tiene un nieto sabe de que hablo”

[-]

“- ¿A usted por qué le llega primero una mujer: por la sensibilidad, por la elegancia, por la piel? – ¿Usted quiere que yo sea sincero aquí? Como soy hombre a mi me llega una mujer por lo mismo que a usted: porque se fija en mí. Lo quiera usted admitir o no. Así somos los hombres. Es muy dificil que un hombre se fije en una mujer que no le ha dado aunque sea nunca una tibia señal de que lo ha visto. – ¿Aun estando muy buena? – Si, y aunque no sea una señal personal”

[-]

“- A mi esperanza no me parece una palabra maravillosa, ¿eh? Porque esperanza suena a esperar, y a mi esperar no me parece una buena noticia. A mi lo me parece una buena noticia es el deseo, no la esperanza en todo caso. Yo digo que vale la pena vivir con sueños, y los sueños con la base con la cual se crean las fantasías, y sobre ellas las ilusiones. Y sin deseo no hay ilusiones, y sin ilusiones no hay proyectos, y toda esa cadena me parece maravillosa. ¿Esperanza? Esperanza es quedarse sentado, esperando. Es de expectativas, de espectadores, de los que creen que el otro me va a dar y me va a hacer, y me parece que por ahí no funciona la cosa”

[-]

“- Todo idiota tiene su definición de amor, así que yo tengo la mía. Amar es luchar por la libertad del otro, para que elija lo que a mi no me conviene”

[-]

“- ¿De todo eso lo mejor es el amor, la amistad o la pasión? La pasión, ¿no? – No, lo mejor es el amor. El amor son las brasas que pueden quedar encendidas después del fogonazo de la pasión. Si tu empiezas a pensar en amor y pasión y lo tuviéramos que representar, la pasión sería así de alta y el amor así de bajo. Y si tuvieras que elegir, pasión o amor, ¿qué elegirías con esta vista? Pasión. Esto es la ceniza de esto. Pero es sólo una mirada superficial, porque si miras en profundidad verás que todo lo que la pasión tiene de intensidad, el amor lo tiene de profundidad. Entonces hay que elegir, si se quiere profundidad y trascendencia o si se quieren fuegos artificiales e intensidad. Y la pasión, como no tiene profundidad, tampoco tiene estabilidad”

Resultado de imagen de jesus quintero jorge bucay

[-]

“- Doctor, ¿lo mío tiene arreglo? – Yo le voy a explicar una cosa que digo cuando alguien me pregunta eso. Yo en realidad como terapeuta me ocupo de muchos casos que son imposibles, lo que pasa es que con los milagros no me atrevo (risas). De todos modos quiero que sepa algo: las veces que usted no se soporta y no está bien consigo mismo es porque no se ha visto bien. ¿Sabe qué? Cada persona es una obra de arte si uno la mira desde el lugar adecuado. Cuando usted no se soporta es porque no se está mirando desde el lugar adecuado, está mirando desde el lugar equivocado. No hay nada en usted que no sea maravilloso si se mira desde el lugar que tiene que mirarse”

[-]

” – ¿Qué puedo hacer para disfrutar más de la vida? – La verdad es que, aunque parezca mentira, para disfrutar más de la vida no hay que hacer nada. Es como ir montado en un coche que está arriba de una pendiente, leve pero hacia abajo. Y preguntas, ¿qué tengo que hacer para que el coche avance? Y yo contesto: nada, deja de apretar el freno y deja de forzar el acelerador para ir más rápido. Deja que el coche avance a su ritmo y ya verás como todo marcha absolutamente bien. Una de las cosas que te sugiero es que dejes de pensar lo que tienes que hacer. Obedece a tus emociones. Tu cabeza te puede traer mucha eficiencia, pero no la felicidad”

[-]

“- Quiero que me explique el quiero que me oigas sin juzgarme. – Y creo que este es un desafío, sobre todo en la pareja pero no sólo en ella. Estamos tan acostumbrados a que si oimos tenemos que juzgar. Está bien lo que dijo, está mal lo que dijo. Es más, a veces hasta juzgamos antes de oir, y a veces hasta juzgamos en vez de oir. Tenemos tanto pre-juicio, que ya no escuchamos al otro. Sólo prejuzgamos”

[-]

“- ¿Quiero que opines sin aconsejarme? – Ah, es tanta la tenación, ¿verdad? Cuando alguien te pide una opinión, siempre se tiende a aconsejar. No se da sólo una opinión. Lo que deberías de hacer es… Y uno se da cuenta de que los consejos no son para seguirlos, los consehos son para tenerlos en cuenta”

[-]

“- Que locura esa la de las mentiras piadosas. Es una mentira lo de las mentiras piadosas. La única piedad en una mentira piadosa es para quien la dice, que no quiere enfrentarse con la responsabilidad de decir la verdad. Las mentiras piadosas no existen, en todo caso soy yo el que elije saber o no la verdad”

[-]

“- ¿Qué podemos hacer para no sufrir? – ¿Por qué alguien querría tamaña estupidez? Si usted anula todo el sufrimiento en su vida quizás anule todo el gozo con ello. No le conviene, no es buen negocio.  –  Pero el sufrimiento no sirve para nada, ¿no? – ¿ Quién dijo? No se puede aprender de otro lugar que no sea del dolor”

[-]

“- Todos tenemos los mismos miedos. Como tu paisano Borges dijo: un hombre son todos los hombres y una mujer son todas las mujeres. ¿Eso puede ser? – Yo creo que es así, creo ciertamente que hay un lugar en el mundo donde uno descubre que él y el que está próximo es el prójimo y el prójimo eres tu. Y desde muchos lugares, todos somos uno”

Anuncios

Un milagro en equilibrio – Lucía Etxeberría

Oasis – The Masterplan: https://www.youtube.com/watch?v=dPPi2D6GK7A

Resultado de imagen de lucia etxebarria milagro en equilibrio frases

“De un cáncer murió, dirían los médicos. Pero yo diría que no, que no fue el cáncer lo que lo mató, sino su Otro. Yo creo que el yo impostado, el que la mirada de los otros le impuso, asesinó a su yo esencial, que la tristeza que tuvo su valiente alegría lo mató para siempre. Que José Merlo, incapaz de quererse a si mismo pero incapaz también de suicidarse a la manera clásica (es decir, de un golpe contundente y certero, tipo salto por la ventana, corte de muñecas o ahorcamiento) se fue matando lentamente: no dejó de fumar porque no quería vivir”

[-]

“Había que levantarse cada mañana, plantarse desnuda frente al espejo y decirse “te quiero” a una misma. Como suena. Yo lo intenté, pero me fue imposible. ¿Cómo iba yo a querer a aquel ser deforme, de caderas anchas como el canal de Panamá, con semejantes ubres colgantes y aquellos rollos de grasa que destacaban flácidos allí donde deberían estar los abdominales? Mi espejito me estaba diciendo que yo no era la más bella, y yo era incapaz de decirme “te quiero” porque no me llavaba bien con la chica que vivía al otro lado del espejo, y por eso había perdido el poder sobre mi misma y se lo había cedido al primero que vino reclamándoselo”

[-]

“¿Qué te quiero decir con todo esto? Que a veces es muy difícil encontrar culpables o atribuir responsabilidades o definir qué es amor, qué es masoquismo y qué es una reacción aprendida después de años y años de condicionamiento cultural y/o familiar. Porque la mayoría de los humanos estamos condenados a repetir, consciente o inconscientemente, lo que vivimos a prendimos en la infancia. O que yo nunca quise verme como una víctima, y creo que esa actitud tampoco me hubiera ayudado. ¿Y por qué te estoy contando esta historia? Pues porque, como veras mas adelante, el hecho de haber tocado fondo en la piscina y remontar hacia la superficie influyo directamente en tu concepción. No puedes entender tu historia si no entendes primero la mia”

[-]

“Y es que yo respondía a mis sentimientos más profundos de odio hacia mi misma, pues me sentía responsable de todo lo que me había pasado y me está pasando, volcando ese odio hacia el exterior y transformándolo en agresividad, y pasaba por encima de los demás como una apisonadora para luego volver a odiarme por ello, en un circulo vicioso del que no conseguía salir. Me sentía incapaz de volver a querer a nadie y, si por casualidad me liaba con alguien, dejaba siempre muy claro que lo nuestro no podía ir más allá de una noche o simplemente boicoteaba la relación poniéndome insoportable. Pensaba que todo lo que había pasado era mi culpa, que yo no era una persona a la que se pudiera querer, que estaba loca, que no tenia ni puñetera idea de escribir y que era mejor que no volviera a hacerlo, y que estaba gordísima”

[-]

“En mitad de la conversación te oímos llorar de hambre y hubo que traerte a nuestro lado para darte el biberón. Tu padre, que te oyó desde la terraza, se presentó a echar una mano, gesto que despertó los “ooohs” y “aaahs” de mis amigas, que no cesaban de repetir: “¡Es un padrazo, un autentico padrazo! ¡Qué suerte tienes Eva!” Excepto “Suicide Sonia”, que ya se había metido ella sola media botella de Campo Viejo del 96 entre pecho y espalda y solto la frase de la noche: “ O sea, que cuando ella se levanta a buscar a la niña porque llora y se la pone en el regazo para darle el biberón, os parece de lo mas normal, mientras que el es un padrazo porque se pasa a echar un vistazo. Pues vaya panda de feministas estamos hechas” Sonia tenia razón: no hay peor machista que una mujer machista. Es como si un negro se afiliase al Ku Klux Clan”

[-]

“Pues ahí quería ir. Que hasta la peor persona tiene algo bueno. Y Vicente cualidades tiene, a montones. Es muy inteligente, eso todos lo sabemos, y por tu madre siempre se desvivió, nadie puede decir que no ha sido un buen hijo. Lo que pasa es que tiene ese pronto que le pierde, pero eso el no sabe evitarlo, y lo peor es que el a quien a la postre le pasa mas factura, porque el pronto es tan horrible como para que escurezca muchísimo sus virtudes, y al final todo el mundo acaba pensando que es un ogro, aunque en realidad, en el fondo, no sea tan malo como parece. No se como te diría… no sabe relacionarse, eso es lo que le pasa. Pero yo creo que en el fondo sufre mas que el resto. Si fuera mas feliz no fumaria tanto”

[-]

“Mira, Eva, a nadie se le puede definir en blanco o negro, ya lo he dicho, siempre hay infinitos matices de gris. Ni tu hermano es un ogro ni tu eres una mártir, solo que a veces os da por interpretar esos papeles. Pero tu solo seras la mártir si te da la gana, porque únicamente te puede hacer daño en la medida que tu le dejes, ¿no lo entiendes? Si dejas que esto te afecte, te dolerá. Pero si no le das importancia, le quitaras todo el poder sobre ti”

[-]

“Porque el mundo, Amanda, es patrimonio de quien impone su voluntad a sus emociones, porque la vida es una guerra y cada dia una batalla. No debe uno quedarse quieto nunca, y ni mucho menos retroceder ni para coger impulso. Espero que cuando leas esto no simpatices con tu madre, no la entiendas, no la apoyes, espero que me odies cuando sepas que fantasee con matarme y dejarte sola y sin mi apoyo, espero que de ninguna manera puedas comprender por que cuando una se sume en un estado depresivo grave lo que al dia siguiente encontraremos ridículo no nos lo parece en ese momento y si se muestra, en cambio, como una solución justísima y de una claridad meridiana, espero que no comprendas un razonamiento que machaca en la cabeza diciendo así: “Es verdad, soy una inútil, y nunca voy a poder hacer nada bien jamas, y ya estoy tocada para siempre, porque vengo de una familia de locos y eso nunca se supera, y lo único que voy a conseguir en mi vida es hundirle la existencia a mi hija y a todo el que se acerque, y lo mejor es que acabe con esto de una vez de la manera mas rápida posible”

[-]

“¿El amor de mi padre?, ¿el de mis hermanos? No se si me quieren, no me atrevería a afirmarlo. Ni si quiera conozco si saben lo que es querer porque no creo que les hayan enseñado, si el amor es algo tan subjetivo como Dios o la literatura, conceptos que cada cual interpreta y aplica a su manera, ni si quiera yo se lo que es querer si, hasta hace poco, solo sabia obsesionarme por quien no me quería o por quien representaba lo socialmente aceptable, el sello que imprimir sobre el pasaporte que me permitiera cruzar la frontera que separaba mi mundo del de los otros”

[-]

“¿Mi padre siente algo por mi? Ignoro lo que siente por mi, porque a penas lo conozco ni lo entiendo. Se que dice que me quiere, como se yo nunca lo he sentido nunca así, nunca. Se que me hace daño, que me hunde, que cada vez que le veo vuelvo a mi casa odiándome. Pero también se, porque te tengo a ti, que un hijo tira de tal manera del corazón de quien lo cría que sería imposible o muy difícil que mi padre hubiera olvidado ese lazo invisible o solido que pese a todo nos une. Quizá lo que sucede es que, como el mono del documental, no puede impedir desahogar su fustración, y que el amor y el odio se encuentran íntimamente conectados en su cerebro, emociones que se basan en idénticos circuitos primarios, que atraviesan las mismas regiones en su camino hacia el hipotálamo. Que puedo entender yo o aspirar de un hombre del que en el fondo todo ignoro, que vivió mas de cuarenta años en un mundo en el que yo no existía, cuando yo no era ni una ilusión de futuro siquiera. Un hombre con sus propios miedos, angustias y sueños rotos que nada tienen que ver conmigo, un hombre cuya vida no gira a mi alrededor, por mas que yo así lo deseara tan intensamente cuando era niña”

[-]

“Pero sobre todo tenía ganas de vivir, no demasiadas ni exultantes, pero desde luego muchas más de tuviera antes, pues por cada pensamiento suicida que surgía dentro de mi había dos momentos en los que pensaba: “Esto se puede arreglar, las cosas se pueden arreglar, todo puede ir mejor”. Porque como te he escrito antes, no disponemos de mar armas que la razón para combatir los sentimientos”

El hombre en busca de sentido (Viktor Frank)

Vetusta Morla – Copenaghe: https://www.youtube.com/watch?v=Mw2cy_7rWF0

“Nunca olvidaré una noche en la que me despertaron los gemidos de un prisionero amigo que se agitaba en sueños, obviamente víctima de una terrible pesadilla. Dado que siempre me he sentido especialmente dolorido por las personas que padecen pesadillas angustiosas, quise despertar al pobre hombre. Y de pronto retiré la mano que estaba a punto de sacudirle asustado de lo que iba a hacer. Comprendí en seguida que ningún sueño, por horrible que fuera, podía ser tan malo como la realidad del campo que nos rodeaba y a la que estaba a punto de devolverle”

[-]

“Por primera vez en mi vida comprendí la verdad vertida en las canciones de tantos poetas y proclamada en la sabiduría de tantos pensadores. La verdad de que el amor es la meta última y más alta a la que puede aspirar el hombre. Fue entonces cuando aprendí el significado del mayor de los secretos que la poesía, el credo humano y el pensamiento intentan comunicar: la salvación del hombre está en el amor y a través del amor”

[-]

“A medida que la vida interior del prisionero se hacía más intensa, sentíamos también la belleza de la naturaleza y el arte como nunca antes. Bajo su influencia llegábamos a olvidarnos de nuestras terribles circunstancias. Si alguien hubiera visto nuestros rostros cuando en el viaje de Auschwitz al campo de Baviera con sus cimas refulgentes al atardecer asomados por los ventanucos enrejados del vagón, nunca hubieran creído que se trataba de los rostros de hombres sin esperanza de vivir ni ser libres. Una tarde que nos hayábamos descansando sobre el piso de nuestra barraca, muertos de cansancio, los cuencos de sopa en las manos, uno de los prisioneros entró corriendo para decirnos que salieramos a contemplar la maravillosa puesta de sol y de pie, allá fuera, vimos hacia el oeste densos nubarrones y todo el cielo plagado de nubes que cambiaban de forma y color desde el azul acero al rojo bermellón, mientras que los desolados barracones grisáceos ofrecían un contraste hiriente cuando los charcos del suelo fangoso reflejaban el resplandor del cielo. Y entonces, después de dar unos pasos en silencio, un prisionero le dijo a otro: ¡Qué bello podría ser el mundo!”

[-]

“Los que estuvimos en los campos de concentración recordamos a los hombres que iban de barracón en barracón consolando a los demás, dándoles el último trozo de pan que les quedaba. Puede que fueran pocos en número, pero ofrecían pruebas suficientes de que al hombre se le puede arrebatar todo salvo una cosa, la última de las libertades humanas: la elección de la actitud personal ante un conjunto de circunstancias”

[-]

“Se trataba de hacerles comprender que la vida todavía esperaba algo de ellos. A uno le quedaba un hijo que adoraba y que estaba esperándole en el extranejero. En otro caso no era una persona sino… ¡su obra! Era un científico que había iniciado la publicación de una colección de libros que debía concluir. Nadie más que él podía realizar su trabajo, lo mismo que nadie más nunca reemplazar al padre el afecto del hijo. El hombre que se hace consciente de su responsabilidad ante el ser humano que le espera con todo su afecto o ante una obra inconclusa no podrá nunca tirar su vida por la borda. Conoce el por qué de su existencia y podrá entonces soportar casi cualquier cómo”

[-]

“Hay dos razas de hombres en el mundo y nada más que dos: la de los decentes y la de los indecentes. Ambas se encuentran en todas partes y en todas las capas sociales. Ningún grupo se compone de hombres decentes o de hombres indecentes así sin más. En este sentido ningún grupo es de pura raza, y por ello a veces se podría encontrar entre los guardias alguno decente”

[-]

“Puede verse pues que la salud se basa en un cierto grado de tensión. Lo que el hombre necesita realmente no es vivir sin tensiones, sino esforzarse en conseguir una meta que merezca la pena. Lo que precisa no es eliminar la tensión a toda costa, sino sentir la llamada de un sentido potencial que está esperando a que él lo cumpla. Cuando los arquitectos quieren apuntalar un arco que se hunde, aumentan la carga sobre él para que sus partes se unan con mayor firmeza”

[-]

 “La libertad es sólo la parte de una historia y la mitad de una verdad. La libertad no es más que el aspecto negativo de cualquier fenómeno, cuyo aspecto positivo es la responsabilidad. De hecho, la libertad correr el peligro de degenerar en una nueva arbitrariedad a no ser que se viva con responsabilidad. Por eso yo recomiendo que la estatua de la Libertad en la costa este de EEUU se complemente con la estatua de la Responsabilidad en la costa oeste”

[-]

A la persona que ataca los problemas, ¿qué puede importarle cuando ve que se va volviendo viejo?¿Tiene alguna razón para envidiar a la gente jóven? ¿O sentir nostalgia por su juventud perdida? ¿Por qué ha de envidiar a los jóvenes?¿Por las posibilidades que tienen? ¿Por el futuro que les espera? “No, gracias”, pensará. En vez de posibilidades yo cuento con las realidades de mi pasado, no sólo la realidad del trabajo hecho y del amor amado, sino de los sufrientos sufridos valientemente. Estos sufrimientos son precisamente las cosas de las que me siento más orgulloso aunque no inspiren envidia”

[-]

“La ansiedad anticipatoria se da en individuos neuróticos. Es característico de ese temor el producir precisamente aquello que el paciente teme. Por ejemplo, una persona que teme ponerse colorada cuando entra en una gran sala y se encuentra con mucha gente, se ruborizará sin la menor duda. Por irónico que parezca, de la misma forma que el miedo hace que suceda lo que uno teme, una intención obligada hace imposible, una intención obligada hace imposible lo que uno desea a la fuerza. La ansiedad anticipatoria crea una hiperintención”

[-]

“Tan pronto como el paciente deja de luchar contra sus obsesiones y en vez de ello intenta ridiculizarlas tratándolas con ironía al aplicarles la intención paradójica, se rompe el círculo vicioso, el síntoma de debilita y finalmente se atrofia”

Primavera con una esquina rota (Mario Benedetti)

Coldplay – Hurts like heaven: https://www.youtube.com/watch?v=zZl3QSVhV2E

“A veces los muchachos tienen un valor a prueba de balas, y sin embargo no poseen un ánimo a prueba de desencantos. Si al menos yo y otros veteranos pudieramos convercerles de que su obligación es mantenerse jóvenes. No envejecer de nostalgia, de tedio o de rencor, sino mantenerse jóvenes y no volverse residuos de pasadas rebeldías. Mantenerse como jóvenes, es decir, como vida”

Monica Seles – Getting a grip

Snoop Dogg & Wiz Khalifa feat Bruno Mars: https://www.youtube.com/watch?v=Wa5B22KAkEk

Otoño del año pasado en Chicago. No fue en mi típica inmersión en un Barnes & Noble sino en un outlet en mitad de muchos pueblos, en el que entre tienda y tienda de ropa pasamos por una de libros. Ya había comprado varios y la maleta iba justa, pero me resisto a los libros igual de poco que a las camisas. El caso es que caminando entre estanterías vi este libro. Espera, ¿no fue ésta a la tenista a la que apuñalaron? No la reconozco, está bastante cambiada, pero su imagen tendida en una pista de arcilla echándose una mano a la espalda es una de las imágenes de mi infancia. Girada hacia mi padre preguntándole por qué a aquella chica le habían hecho eso igual que le pregunté por qué el árbitro no iba a anular el partido si era evidente que Luis Enrique tenía la camiseta manchada de sangre. Qué mala época le tocó a mi madre para explicarme la vida :). El caso es que como partiendo de la base de que la realidad siempre supera la ficción soy una gran aficionada a las bibliografías, este libro se fue directamente a la cesta. Y no sé si es que estoy teniendo una racha lectora muy buena, o desde luego que se ha colocado en mi Top 3 de libros. Una historia muy humana ante todo, revela esta faceta a través del deporte de élite, tratando de muchas cosas  mucho más allá del apuñalamiento. Yo no sabía que coincidió con un diagnostico de cancer terminal de su padre y entrenador, y que todos estos factores la hicieron caer en un trastorno alimentario mucho menos conocido que la bulimia o la anorexia pero infinitamente más frecuente, el síndrome del atracón. No sabía ni que esto tenía nombre, pero me he visto reflejada en situaciones que describía y las veo en la gente de mi alrededor que no se ha parado a pensar (¿sabeis cuando lo hice yo? Ver estapa 2 del post anterior) y que diariamente se castigan entre el deporte y exceso comiendo. Ha sido maravilloso leer conclusiones a las que yo estaba llegando hace unos meses. Recomendado, os gustará y os servirá.

41yr7njh7al

“I´d practice hitting againts the brick wall of our building over and over again. Ice, rain, snow, wind, no matter what the weather was like, I was out there. I owe an enormous debt of gratitude to the people who lived on the first floor. Never once in all my years using that wall as a hitting partner did they ever complain. They were either extremely kind or extremely hard of hearing. Either way, I owe them a big thank you.”

e0e4761a7a7b78418e6bc2ec34395a09

[-]

“For winning the tournament I  recieved a check for 50000 $. They presented it to me in a jumbo size for publicity photos. I was convinced that I had to take it to the back to cash it, so after the awards ceremony I kept walking around with it  even thought it was nearly as bit as I was.”

seles-1991

[-]

“If you dont have games on your side you dont have momentum. If you dont have momentum on your side you have got to dig deep to come up with  some confidence. If you cant find the conficende, fake it. It you can kafe it, it is over.”

[-]

“It didn´t seem fair but, because of the complains of the opponents I made the unwise undecision to muffle my noise in the final againts Stefi Graff. Big mistake: it is it is one of the only things I regretted in my life. Obsessing over being as quiet as a mouse thre my game off and I lost the Winbledom final. If there is anything possitive that came out of the nightmare that unfolded in slow motion on center court that day, it is that I experienced a harsh lesson in people pleasing: don´t do it. I have always struggles with that part of my personality. I hate feeling like i have dissapointed someone or done something to upset them. But the danger in being a people pleaser is that you end up never pleasing the the person who matters the most: you.”

[-]

“Money and fame were part of my life and it would have been tempting to give into them. But it is hard to get a big head when you still have to the dished at home with my family, clean uo after the dog, book my own court times and pick up my own balls during practice. These are tiny things that sound insignificat but  they hept my ego very small enought to fit trought the door every time I came back hom from a tournament. When you are in the tour, without some around to keep you normal, you are in major danger of becoming a person you wouldn recognize. I a hadn´t had my family with me, I don´t know who I would have become.”

1203106546_0

[-]

“After the stabbing, there was a problem that no MRI readout could diganose. What if I couldnt make a come back? Tennis had consumed me from the time I was six years old, and I was scared that I didnt have an identity without a recket in my hand. Who was I without tennis?”

5180067bd6090

[-]

“Food became the only way to silence my demons. I began to eat a lot. I´d walk into the kitchen, grab a bag of chips and a bowl of chocolate ice cream, then head to the couch and eat in front of the television. I´m surprised I didn´t wear adeep groove in the hardwood floor between the fridge and the couch. I still don´t know why my anguish found solace in food that summer. Other than my bried peanut butter phase when I was thirhteen, I´d never use food as a cruth before. Maybe I was bored and I kept myself wandering into the kitchen, scaning the cupboards, even though I´d have just eaten and hour before. Maybe I was subconsciously reacting to Parche´s (the derranged that stabbed me) angry comment that “women shouldn´t be as thin as a bone”. If a padded myself myself with extraweight, I´d be protected from being hurt again. Maybe I was scared that my comeback would fail, so by eating myself out of shape I could guarantee I´d never do it. I would never know what started mke into this dark path, but that summer what turned to be a decade-long battle between my mind and my body began.  I wish I could have stopped myself. I wish I´d have paid better attention to what I was doing, acknoweledge the bad habits that were forming, and corrected them before they got out of control. But I didn´t. i was too depressed to think deeply about what I was feeling and  was too lost in my won head to take a step back and see the kind of damage I was inflicting to myself.”

[-]

“Sometimes when life comes at you, it comes at you full throttle. It comes at you with vengeance to see just how much you can take. After many years of being tested, I can now take misfortunes and turn them around into opportunities for growth. I can look at something bad and think, What is this trying to teach me? How am I supposed to grow from this really awful situation? But in the winter of 1994 all I felt was overwhelming fustration and sadness.”

[-]

“I had a million justifications: I was tired, I was sore, my dad was dying, I was lonely. And every night after a hard day of training I´d cosume thousands of empty calories without tasting any single one. This uncosciencious eating was destroying all of my progress. I worked so hard in the gym but I´d mess it all up in one binge. My dad was getting worse and I didn´t know how to handle my emotions. They were too painful to control, so I ate more. I´d go to bed feeling numb and with a stomach stretched to capacity, and I´d wake up the morning furious with myself and with a wicked food hangover, thinking “Now I jave to work out even harder to make up fast for last night. I´d angrily put my gym clothes on and storm out the front door. I´d train harder to compensate, the go home and do it all over again. It was madness.”

Seles antes despues

[-]

“Tennis is more a game of the mind than a game of the body. You can have the best serve, the strongest fundamentals, a lethal dropshot, but if you head doesn´t believe it , your body will follow suit and obey the command to loose. Momentum is everything in a game, in a set, in a match.”

[-]

“The Olympics opening ceremory was one of the most beatifoul events of my entire career. Tha athletes had to arrive at the stadium at 2 in the afternoon and dint get back until two in the morning. Massive amounts of energy everywhere. Lindsay and I couldnt stop smiling as we waved our little flags high in the air. Television cameras swept back and forth as we walked around the track and all the athletes turned into ten years olds after a sugar rush. Waving like crazy, making funny faces, footing and hollering, it was great. I finally understood the meaning of being high on life. I wish there was a way to bottle that magic”

[-]

“And the most important thing I learned was that what you put into your mouth is more critical to weight loss than how much exercise you do. Working out hard didn give me a free pass to eat everything in sight, but that is exacly what I did. I worked out in extemes and I ate in extremes. Nothing was in balance and my body showed it”

[-]

“After losing the first set, I tried to banish the negative thoughts from my head. I didnt want to give up before the match was over. The thoughts stayed anyway: You are getting too old, she is faster that you are. Come on, do you really think you can win another Gran Slam? I couldnt get them out of my head. I couldnt access the focus, and my confidence was shot. I lost and the last chance I´d probably ever have to make a run in Winbledown was over. The crowd gave us a stading ovation. I packed my bag and hurried off the court, forious that I´d sabotaged myself again.”

[-]

“Lisa gave me a pep talk before I headed out. I wasnt going to drwon my fustration in pasta. At dinner I followed her instructions. Benjamin looked at me like I was crazy when I ordered steamed fish with a side of spinach. I was so temped to shre fis fried calamari, but the anger over losing in the quarterfinals was still fresh in my mind. If getting back into Gran Slam final winning form meant starving my selft, the screw it. That is what I would do. But my resolved only lasted until dessert. I ordered cheesecake, had half of Benjamin´s gelato and ate more that my fair share of the sugar cookies that were placed between us. I went to bed feeling guilty, angrey and disappointed.”

[-]

“I spent most of my thirtieth birthday challenging myself to do something new: I was going to just relax. I threw myself into a hammock to read and nap. I wasnt going to feel guilty about relaxing. I was just going to be. The first hour was trying. I got antsy and thought about going on a hike. Or a swim. No, Monica, you are staying right here.”

[-]

“By the end of the year I´d lost twenty pound without trying. Well, I did try, but my efforts were so different from those I´d made before. There were a big few changes in my thinkg, which affected some deep-seated behaviors I´d struggled with for years. First, I refused to say i was on a diet. Being “on” implies that I would one day go “off” it. I also banished the absolutes. instead,  lived in the liberating and calming grey area of moderation. I stopped classificaying foods as “allowed” or “forbidden”. After all, what´s more tempting than something forbidden? If I wanted of piece of cake, I´d ask whoever I was with if they wanted to share it. It wasn´t easy, I had to work at slowing down during my meals, but it was empowering to begin to eat consciouly. Taking the time to taste my food was nothing sort of revelatory, but the more I did it the easier it became. The first time I tried implementing conscious eating was at a pizza parlor. Ok, here we go. In the past I´d get anxious and start eating like I was in a food contest. Ok, this is not a race. This is not the last pizza I will ever see for the rest of my life. By the time I finished a slice I wasn´t hungry anymore. I´d just experienced firsthand the meaning of quality over quantity and I was learning to question the valie I placed on excess.”

[-]

“I have lived in such extremes – seven hours workouts followed by five thousand binges – that i wanted a change. I wanted less. Just the word less sounds soothing when it rolls off the tongue. I started carrying the concept with me everywhere, viewing the word less as conected to the word lesson. Every time I made a choice that emphasized the less is more theory, I gave myself a little symbolic pat on the back. I was learning how to live my life fully by choosing less. At the groucery store I filled my cart with lees. I passed over the fat-free items for wholegrain options. Fat-free, carb-free, sugar-free? No, thanks. I wanted to stay as far as possible from processed foods as possible. The less theory affected my workouts too. Even on days when my food felt good I didn´t go to the gym or hit the beach for a run. Instead, I walked, not a furious pace or with the intention of getting somewhere, but just to walk. It felt good to move my body without feeling like I was inflicting a punishment on it.”

monica-seles-470

http://www.bingeeatingdisorder.com/

El Camino de Sanrupertiago 2015 – El Camino del Norte

Lykke Li – I follow rivers: https://www.youtube.com/watch?v=oS6wfWu0JvA

Hace dos años hice por primera vez el Camino de Santiago en bici por el camino francés, el más transitado, el de más ambiente, la Gran Vía en hora punta hacia Santiago. Me quedó tan buen recuerdo de ir con lo básico en dos alforjas, de la naturaleza y los paisajes, de las horas pedaleando y de la gente a la que nos cruzamos que sabía que repetiría. Porque de los madrugones, los moratones, el calor y el ir siempre lleno polvo te olvidas al día siguiente. Fue posible este año.

 Si Raúl lo hace yo repito

Esta vez decidimos hacer el camino del Norte. Esta ruta se remonta en la historia al siglo IX, por lo que es tan antiguo como el Francés, y fue una vía utilizada por numerosos peregrinos europeos que llegaban en barco a la costa norte de España. Además en la Edad Media esta ruta para evitaba pasar por el territorio ocupado por los musulmanes.

UN POCO DE HISTORIA

Relata la leyenda que después de la muerte de Jesús en el 33 d.c, sus apóstoles se dividieron por Europa para predicar el Evangelio. A Santiago le tocó el territorio de Hispania. A su vuelta, Herodes le tortura y decapita en su persecución a los cristianos y prohíbe que su cuerpo sea enterrado. En secreto sus discípulos llevan de noche el cuerpo a una barca y comienzan una travesía marítima hasta llegar a Iria Flavia, donde le dieron sepultura.

Alrededor del año 813, un ermitaño llamado Pelayo la descubre por los resplandores que emitía (de ahí deriva el nombre de Compostela, campus stellae) y se lo comunica al obispo Teodomiro que la identifica como los restos del apóstol Santiago por la inscripción en la tumba. Éste se lo comunica al rey asturiano Alfonso II el Casto, que ordena la construcción de un santuario. Este templo fue sufriendo diversas modificaciones hasta convertirse en la actual catedral que es ahora, y a su vez se desarrolló el núcleo urbano contiguo.

El camino de Santiago surge a raíz de las primeras peregrinaciones, que comenzaron alrededor del año 1000, y está documentado cómo fue, junto a Roma y Jerusalén, una de las tres principales rutas de peregrinación de la Edad Media.

Una vez tenida esta experiencia os la recomiendo. Lo primero, por ser un plan distinto a cualquiera que hayais hecho y hareis. Lo segundo, porque ver el ambiente de la demás gente que peregrina te toca la fibra trascendental un poco, incluso a los machacas de la bicicleta, y con el ritmo diario a nadie le viene mal un poco de esto.

¡Para los que estéis planeando este viaje, aquí dejo el resúmen de lo que hicimos nosotras!

MATERIAL PARA EL VIAJE

  • Bici: y si estais dudando en compraos una buena, yo os lo recomiendo. Estaba dudando si llevarme la básica mountain bike de mi padre y al final me decidí en invertir en una aunque modesta, moderna, y me alegro mucho. Un buen cambio de marchas se agradece en las subidas, y el freno de disco da seguridad a las señoras bajadas que también haréis. Y esto, en conclusión, os hará disfrutar del camino.
  • TrasportÍn: los modelos son distintos para freno normal de zapata que para las de disco.
  • Alforjas
  • Dos pulpos de sujección
  • Calapies o punteras: de nuevo, se agradecen
  • Casco
  • Guantes de ciclismo
  • Gafas de sol
  • Culotte: no racaneeis en esto que es vital
  • Funda de gel del sillín: aunque yo había oído que al final es incómodo porque se mueve, también se agradece
  • Cámara de respuesto y bomba de inflar
  • Kit arreglapinchazos
  • Candado de bicis
  • Dos bolsas de basura para proteger las alforjas sin llueve. No lo pongais por encima, meter el contenido de las alforjas dentro de la bolsa.
  • Saco de dormir ligero o sábana de saco que ocupa menos, según la época del año.
  • Cuatro pinzas de ropa.
  • Neceser y toalla pequeña
  • Ropa y calzado: hay que llevar lo básico por cuestión de peso, y sin olvidarse del chubasquero y alguna prenda de manga larga, porque aunque sea verano por las mañanas hace frío y la brisa sobre la bici refresca.
  • Tapones para los oídos: ya que los albergues de peregrinos son de habitaciones comunitarias, los recomiendo encarecidamente.

ETAPAS

ETAPA 0: MADRID – GIJÓN

Dividimos el recorrido en una etapa más que cuando lo hicimos desde León porque aunque la distancia era parecida el perfil tiene bastante más relieve.

Yo viajé antes en el tren desde Chamartín para visitar a los amigos que dejé después de unos cuantos años viviendo allí, pero el transporte oficial fue la furgoneta alquilada para poder subir el material. Supuestamente en el tren puedes llevarla, pero la información que da Renfe es bastante confusa (ponen unas normas en la web y luego al preguntar en la estación de Chamartín según a quién preguntáramos nos dijeron cosas distintas cuando lo hicimos la primera vez). Muy en la línea de esta empresa, por lo que preferimos no arriesgar. Después de pasar uno de esos días completos visitando a unos y otros, y en el que me encargué además de recoger las credenciales en la Oficina de Turismo de Gijón (Muelle de Fomento), nos reencontramos el equipo a la noche en Hotel Albor.

20150528_200615

Gijón, que guapín que eres

ETAPA 1: GIJÓN – SOTO DE LUIÑA (62 km)

Salida 9.30 am – Llegada 19 pm

Empezaremos aclarando que nuestras horas de salida y referencia no son ni orientativas para el resto, porque admitimos que como mujeres tenemos que parar a quitarnos la chaqueta porque tengo calor, a ponernosla porque tenemos frío, a echarnos crema del sol, saca de la alforja, mete de la alforja… en fin, ¡estas cosas! En la salida de Gijón esto se acentúo. Primera parada en las letronas:

IMG-20150605-WA0017

Qué raro, estaba nublado

Luego ya que el camino pasaba por la puerta del que fue mi centro de trabajo durante varios años, cuando yo todavía no sabía muy bien lo que era aquello del camino, había que parar también. Algunos de los que fueron mis compañeros salieron a saludarnos.

20150529_100227

Y a currar, ¡que la que está de vacaciones soy yo!

Y de esa calle para arriba atravesando el barrio de La Calzada, si el camino pasa por la misma puerta de Santos… ¡había que parar también! Santos fue mi paciente durante una larga temporada después de sufrir un accidente grave que le dejó en coma. El día anterior comiendo juntos celebramos, como otras veces que he subido por allí después, eso mismo, que podemos estar comiendo juntos.

IMG-20150529-WA0019

Y a vivir que son dos días guaje

Por esa misma calle, sí, volvimos a parar. ¡Ya lo he advertido! Había una gasolinera y aprovechamos a hinchar las ruedas. ¡Es importante que vayan bien de presión bicigrinos! Y ya de ahí comenzamos la salida de Gijón, pasando por algunos pueblos de los alrededores hasta aproximarnos a Avilés. Este trozo es bonito, respiras el olor de tantos eucaliptos con los que han reforestado Asturias y el paisaje combina la naturaleza verde con la vista de las grandes plantas de industria pesada de Asturias.

IMG_0098

Arcelor-Mittal, sustento laboral de medio Gijón y Avilés e indirectamente de otros tantos, como fui yo. Atendí a muchos trabajadores que llegaron de esta planta, Santos entre ellos.

En Avilés el camino está un poco confuso y en vez de hacerlo por ahí fuimos por la carretera. Pasamos por Ranón hasta llegar a San Juan de la Arena, donde hay una bajada guapísima, y paramos a comer un poco más alante en Muros de Nalón (Casa Olaz, buena calidad pero un poco subido de precio para lo que es Asturias).

Retomamos camino. Pasamos por un pueblo llamado El Pito donde nos sorprendió ver un Versalles asturiano. Y de ahí hicimos una bajada muy fuerte (y por tanto, ¡muy muy guapa otra vez!) hasta Cudillero. Si no sois tan pesados como nosotras la recomendación es que llegueis aquí para comer porque en la plaza del pueblo hay muchos restaurantes con menús a precios muy buenos y una comida tradicional riquísima, a parte de que es un sitio con mucho encanto.

IMG-20150529-WA0033

En la Plaza de Cudillero sonriendo ignorantes de la que se nos venía al salir

La física siempre dice que “todo lo que sube tiene que bajar”, pero en el camino el bicigrino aprende pronto que la frase aquí es: “todo lo que baja tiene que subir”. La cuesta de salida de Cudillero es mortal combat, tal cual. Fue el tramo más duro que recuerdo de todo el recorrido. Pero eh, plato 1 piñon 1 y con calma. Y al que le haga falta bajarse a empujar la bici sin ningún problema que esto se hace para disfrutar.

El recorrido nos premió a continuación con una cuesta suave hacia abajo bastante larga para acabar subiendo un poco hasta llegar a Soto de Luiña, donde pasamos la noche. El albergue de peregrinos es la antigua escuela, y el encargado es Pepe el del bar. Cuando llegas allí no hay ningún encargado, simplemente coges cama, dejas las cosas, y después de la ducha bajas al bar a registrarse, sellar la credencial y pagar. Así que eso hicimos y nos quedamos en el bar para cenar.

20150530_090503

Albergue, antigua escuela municipal, de Soto de Luiña

ETAPA 2: SOTO DE LUIÑA – LA CARIDAD (72 km)

Salida 9.30 h – Llegada 19.15  

Después de una noche no asturiana, sino toledana, comenzaba  mi etapa de penitencia… o como me hice 72 km de montaña con una gamba.

IMG_0158

La cuesta de salida Soto. De peregrina a Santiago a penitente al más puro estilo Sevilla.

Algo me sentó mal de la cena, o más bien me sobró, y me desperté por la noche en el albergue con mucho dolor de estómago. Me pasé la noche intentando dormir para abrir de nuevo los ojos, ver que seguía siendo de noche y que Clara y Leti seguían dormidas, hasta que llegado un punto me levanté para ir al baño y conseguí vomitar. Así otra vez y otra vez, y a la tercera ya avisé a mis amigas (Leti se movió un poco y decidí que clarísimamente estaba despierta). Para esa hora los primeros peregrinos empezaban a levantarse por el albergue, y al salir del baño me crucé con una mujer ancha que vestía con una chilaba y unas zapatillas de futbol sala. Aun en mi estado, algo ya me pareció sospechoso.

Fuimos a desayunar al bar de Pepe, un Aquarius sin ganas para mi, y en la mesa del otro extremo del bar dos personas nos empezaron a hablar. Uno era un señor mayor italiano que farfullaba cosas medio entendibles, tenía no se qué record de peregrinaciones a Santiago, y la otra decía ser su representante. Era la mujer de la chilaba que confirmo que estaba como unas maracas. Supuestamente estaba haciendo el camino con él porque iba a sacar un libro con su historia, pero en medio nos decía que había hecho un casting para un programa de cambio de look pero la habían dicho que a ella no le hacía falta, que ella sabía que lo que les interesaba era la historia de Luigi. A parte de que ella era “happy desde siempre”, y de que su vecina la decía “Pilina, vete a animar a mi madre que tiene depresión”, gritaba “Happy, happy!”, “Cocaína cósmica!”. Nos hicimos una foto con ellos porque sabíamos que iban a acabar en Telencinco (y un mes más tarde así fue…).

IMG_20150530_082328

Para cocaínas cósmicas estaba yo, pero esto había que inmortalizarlo

Y sin más dilación (¿nos parece poca?) partimos del albergue de Soto de Luiña. No me encontraba nada bien pero confiaba en que se me fuera pasando y al menos había que intentarlo.

A penas a la hora de salir y mientras empujabamos las bicicletas cuesta arriba para salir de un camino que no era y que estaba en muy malas condiciones, aproveché la coyuntura para tirar la bici y vomitar el Aquarius. Hay que hacerle caso al cuerpo y si te estás tomando algo sin ganas… ¡no lo hagas! Caras de preocupación, pero mi esperanza de irme encontrando mejor aumentaban después de esto.

El camino era un sube y baja cruzando pueblos. Hacía un tiempo para tener calor en la subidas y algo de frío en la bajadas, y el camino empezaba así, un sube y baja pasando por pueblos. Al pasar por uno que se llamaba Tablizo, no se me olvidará ya el nombre, fui a quitarme el chubasquero que me estaba en ese momento dando mucho calor y dije “en marcha no que te caes”, y frené en seco saliendo por encima de la bici. Me pegué un buen Tablizo. Como una cucaracha en mitad de la carretera con la bici encima aplastándome una abuelita muy amable salió a preguntarnos a lo lejos si estaba bien, pero sólo fueron unos raspones. Santiago, ¿qué más me tienes reservado este día?

Al pasar por el pueblo de Castañeras nos desvíamos un momento a asomarnos a la Playa del Silencio, una de las más bonitas de Asturias.

IMG_20150530_104625

¡Venga esa sonrisa!

Y para la hora de comer llegamos a Luarca, un pueblo costero de lo más representativo de la parte oeste de Asturias, al que se entra a través de una bonita bajada.

IMG_0197

¡Hola Luarca!

Paramos en un restaurante cualquiera de los que están en el muelle (en todos se come bien). Leti y Clara se metieron unos cuantos platos de mar mientras yo me agarraba con mi vida mi bote de agua con una pastilla de Isostar diluída. Y al final decicí comerme una gamba para quitarme la cara de pena ya que me estaba encontrando algo mejor.

Continuamos después de comer. Vuelta a la frase de que si la bajada era guapa… luego hay que subirla. La salida de Luarca no es tan dura como la de Cudillero aunque si un poco más larga. Paciencia.

Ya cerca de nuestro destino pasamos por Navia y su ria. Y de ahí como de costumbre por la carretera… recta, recta, recta.. muy recta… tanto que Leti amenazó con bajarse de la bici en el primer albergue que viéramos, pero animándola al llegamos a La Caridad. Yo ya me había chinado después de lo que había sido el día.

El albergue en el que nos quedamos está nada más entrar al pueblo a la izquierda que es como una chalet de una sóla planta baja. Ducha, salir al supermercado para comprar un par de cosas… y un aperitivo antes de la cena. Con mi Aquarius me entraron apeteciendome unos trozos de empanada… Y cenar me comí mi filete de pollo con arroz blanco.

20150530_223649

Pero estas dos no perdonaron el orujo de hierbas, ¡ole!

ETAPA 3: LA CARIDAD – MONDOÑEDO (57 km)

Salida 9.15 h – Llegada 20.15 h 

¿Unas cosillas? En el super nos agenciamos entre otras… ¡una sandía! ¡Con energía y perfecta para hidratarse! La complementamos con unas tostadas y un café en una cafetería del pueblo completado con un baelecito de “La Vaina Loca” después de poner las alforjas. Yo tenía excusa de cómo venía del día anterior. Leti ninguna.

IMG_0218

¡Sandía para melonas!

Amigos de la MTB… hoy es nuestro día. En La Caridad se acaba la carretera y empieza realmente el camino. Hay unos tramos muy bonitos para la bici de montaña y el camino va muy paralelo a la costa, precioso. Entre otros paramos a ver las vista en la Playa de Peñarronda.

20150531_113442

Así, como que no miramos

Pasamos Tapia y llegamos al puente que une Vegadeo y Ribadeo, Asturias y Galicia, y nos despedimos ya del suelo astur para entrar en el gallego. Paramos un poco para ver la vista de la ría, con el pueblo de Castropol al fondo, amenizada por unos lugareños encantadores. Y aprovechamos para descansar y tomar algo no fuera que llegaramos a Mondoñedo pronto y nos diera algo.

IMG_0242

La ría de Vegadeo-Ribadeo

Saliendo de Ribadeo viene una subida curiosa, el condado de Barreiros. Esta zona me llamó especialmente la atención en este día nublado porque recordó a Mordor. Eran un montón de pueblos de tres casas esparcidos cada poco por el territorio, poca gente que se viera… Cuando sale la conversación de la experiencia de hacer el Camino de Santiago solo siempre digo que me encantaría, pero que siendo chica es un riesgo que no me merece la pena tomar, y esta zona es un claro ejemplo de ello. Respecto a lo que la bici se refiere, este es un tramo de toboganes, acelearse a tope en minibajas para hacer llevaderas las mini pero superinclinadas subidas. Pedal a pedal… llegamos a Lorenza, ya cerca de nuestro objetivo, donde hay una iglesia muy bonita que nos contaron que fue el ensayo de la catedral de Santiago.

20150531_181644

Lourenza girls

Nos quedaba ya poco para llegar a Mondoñedo, pero en una recta saliendo de Lourenza vendría el primero de muchos. ¡Pinchazo! Nos echamos a un lado de la carretera a la puerta de una casa a cambiar la cámara y en cuestión de minutos se formó un corrillo muy salado con las vecinas. Una de las señoras nos contaba todas las nacionalidades de peregrinos que pasaban a diario por la puerta de su casa, que iba de médicos a Madrid y otra que su hijo tenía un restaurante en Chamberí.

20150531_190810

Todo limpio

Solucionado nos pusimos en marcha para llegar a las 20.15 h a Mondoñedo. Nosotras a nuestro estilo, casi la hora a los que muchos peregrinos de los de caminar estar ya metidos en la cama. De hecho cuando salimos a cenar uno ya lo estaba.

Nos quedamos en el albergue municipal. El registro de hace en la Policía, que está en la plaza mayor del pueblo, entrando todo para arriba. Y el albergue está muy bonito. Cenamos en el bar O´Porriño donde después de unas rondas nos comimos una pizza casera que todavía nos sirvió de desayuno.

20150601_085928

Mondoñedo

ETAPA 4: MONDOÑEDO – BAAMONDE 

Salida 9.45 h – Llegada 19:15 h

El día apareció super gallego… totalmente gris, apagado y chispeando. Unido al cansancio que empezabamos a acumular después de tres días, en el desayuno podían verse caras de mirada perdida y silencio. No me hacía falta preguntar para saber que por dentro el pensamiento era “¿por qué?, “¿por qué no me ido una semana a la playa?”, pero ya daba igual, había que continuar. Así que queriendo reetrasar lo inevitable al final salimos con una ligera lluvia cayendonos encima. Genial.

20150601_085008

Me lo estoy pasando genial en el camino de Santiago

La salida de Mondoñedo mejor por el camino, la carretera era un poco peligrosa por el tráfico. Hay un tramo de camino asfaltado por medio de bosque gallego muy bonito. Así llegamos a Abadín, donde tomamos algo en un bar tipo el de Las Brujas de Zumarramendi.

IMG_0255

Laaaaaa-la-la…

De ahí continuamos y… ¡plas! Segundo pinchazo del camino. Revisando la cubierta encontramos un bonito clavo en la rueda de Clara. Y cuando nos poníamos de nuevo en marcha… “¿Y esa rueda Leti?”. Resulta que Leti, sin movernos, también había pinchado. El colmo. Comienzo de la cadena de cambio de rueda de nuevo, excepto Leti que ya se quería pegar un tiro y la dejamos tranquila.

20150601_054603

¿Por qué?, ¿¿Por qué!?

Habíamos perdido un montón del tiempo, el que teníamos para comer, así que continuamos el camino hasta Vilalba, donde paramos en una gasolinera sobre las 5 de la tarde a comprar unas barritas y un Aquarius. Y de ahí sin pausa hasta Baamonde. Cuando estabamos cerca Leti iba muy justa de energías, tuvimos que bajarnos de la bici y caminar algún ratito, pero como la defensa máquina que es aguantó hasta que entramos en Baamonde y paramos en la puerta del albergue.

IMG_20150601_191826

Esto también era un momento para inmortalizar

Una mujer del personal de allí nos gastó la broma de decirnos que estaba lleno, ¡pero al ver la cara de Leti cuando oyó eso cortó enseguida! El sitio estaba muy bien, aunque tenía toque de queda a las 22 h. Nos vimos fenomenal. Después de ducharnos cenamos en el bar que está justo al lado y a esa hora estabamos metidas en la cama todavía con la luz del día que entraba por las ventanas.

20150602_081244

Albergue municipal de Baamonde

El resumen de esta etapa fue pedalear y pinchazo, fue como medio fantasma. Pero lo mejor iba a ser el descanso y, por supuesto, la energía acumulada para lo que nos quedaba.

ETAPA 5: BAAMONDE – ARZUA (62 km)

Salida 9.45 h – Llegada 17 h

¡Amanecimos pronto en un soleado día y con las energías recargadas! ¿y qué nos encontramos al coger las bicis? ¡Si!, ¡venga!, decidlo con nosotras: ¡pinchazo! Y por fin le tocó a la mía… la Revel no iba a ser menos.

IMG_0259

En serio, como pille al tuerto que nos está siguiendo le devuelvo la visión

Lo de no salir ni un día pronto ya no era sólo cuestión de lo pesadas que somos. Así que comenzamos el día cambiando rueda, pero no nos retrasó tanto porque cada una ya sabía perfectamente su función en la cadena y en nada estuvo reparada. Mientras cerrábamos las alforjas a la puerta del bar donde desayunamos conocimos a un chico canario, Alfredo, que iba también con la bici y sólo y estuvimos charlando un poco con él. Paramos en una gasolinera a hinchar mi rueda y comenzamos.

IMG_20150602_103014

Me encanta esta foto

La primera parada la hicimos en seguida en la casa de un señor que tallaba piedras. Alfredo que iba por delante se había parado allí y nos avisó para que este señor nos sellara la credencial como nunca antes lo habíamos visto. Lo hizo fundiendo cera con un soplete y estampando el sello en ella, muy bonito.

IMG_20150602_112950

Paisano Picapiedra

Desde ahí continuamos con Alfredo. Todo camino con algunos sitios muy entrañables, como cuando tuvimos que parar por el rebaño que pastaba en medio, y muy llano.

IMG_20150602_121030

Beeeeee

Tomamos un bocata más alante con Alfredo y nos despedimos, aunque nos encontramos más alante con él cuando llegamos al pueblo donde había planeado pasar la noche: Sobaos as Monxes. En este pueblo hay un monasterio donde puedes quedarte a dormir y asistir a la misa donde los monjes cantan gregoriano. La fachada es digna de acercarse y cuando paramos ahí encontramos a Alfredo que estaba esperando a que abrieran por la tarde, eran alrededor de las cuatro.

20150602_155122

¡Pues ya que estás haznos una foto anda!

Nos volvimos a despedir de Alfredo sin saber que no sería el único amigo que haríamos ese día… Saliendo de este pueblo encontramos en el camino a tres señores que se estaban haciendo una foto con el monasterio de fondo. Iban también en bici y había puesto dos bicis en medio apoyándose una en otra en perfecto equilibrio para hacer un trípode improvisado y colocar la cámara con el temporizador. Eran tres jubilados maños con un espíritu muy joven… Moncho, Paco y Manolo. Así que ya que estais y si no os importa…

IMG_0282

¡Gracias majos!

Hicimos juntos lo que quedaba de camino hasta llegar a Arzua a las 17 h (ni nos lo creíamos). El albergue municipal, que es la opción por la que tiramos siempre primero, estaba lleno, así que nos fuimos al que se llama La Vía Lactea. Estaba muy bien también. Nada más dejar allí las bicis nos fuimos con ellos a tomar la caña merecida de bienvenida (¡me gustaba el rollo de estos señores!) y después de la ducha nos fuimos a cenar también todos juntos y les contamos al resto de nuestras amigas que estabamos cenando con tres chicos que habíamos conocido (lo de que nos enseñaban las fotos de sus nietos nos lo ahorramos para darle un poco de emoción). Muy agradable la cena, nos reímos mucho.

ETAPA 6: ARZUA – SANTIAGO DE COMPOSTELA (39 km)

Salida 9 h – Llegada 17 h

¡Nos depertamos sabiendo que hoy veríamos el Obradoiro y que la etapa era cortita! Así lo habíamos programado, tipo la última etapa del Tour para entrar disfrutando en los Campos Eliseos. Manolo, Moncho y Paco habían madrugado más y estaban ya de camino cuando nosotras desayunábamos tranquilamente, pero hoy no había prisa.

Por fin nos pusimos en marcha y en los primeros doscientos metros… ¿qué? Venga, venga, venga, decidlo otra vez: ¡Pinchazo!

20150603_091221

Santiago, ¿qué estás intentando decirnos?

De verdad, somos buenas chicas.

Esto se hacía ya con los ojos cerrados, luego desvío hasta una gasolinera a hinchar la rueda y a ver si como de costumbre conseguimos ponernos en camino. En Arzua el camino del Norte empalma con el Francés, por lo que esta etapa ya la habíamos hecho hace dos años. Se nota además que el camino va ya mucho más cargado de gente (las primeras etapas desde Gijón habían sido muy solitarias) y por eso hoy era un día para disfrutar. Y así hicimos.

IMG_0295

¡Venga que ya lo vemos!

Al llegar a un pueblo que se llama Salceda el camino sale a carretera. Es en esa curva donde hay un bar que se llama “La Casa Verde” donde dos años antes habíamos parado al ver el ambiente que había en la terraza y la enorme castaña que llevaba todo el mundo a costa de la dueña, que iba con la botella de orujo de café distribuyendo chupitos como balas con una recortada. Esta vez como era pronto por la mañana la cosa estaba más tranquila, pero seguía estando divertida. Nos comimos un bocata que recordabamos que estaban ríquisimos, atendidos por aquella la misma camarera, y vimos que Alfredo el canario pasaba con la bici. Le gritamos y se paró a tomar algo con nosotras.

IMG_20150603_110242

Bar La Casa Verde. Venga, es pronto pero abrid un poco los ojos chicas

Fue curioso ir recordando momentos del camino de hace dos años según pasábamos por muchos sitios. Entre ellos, la cuesta abajo donde me embalé para poder subir la cuesta arriba que se nos venía encima y donde de la velocidad se me salió el saco de dormir de las alforjas y tuve que parar, volverlo a poner cuando me daban ganas de prenderlo, y subirme la cuesta arriba desde cero. Qué bonito es el camino.

Y pronto llegamos a Monte de Gozo, al monumento de Juan Pablo II. Hace ilusión pensar en el momento en que tantos peregrinos hace siglos llegaban a este sitio habiendo salido de la puerta de sus casas.

IMG_20150603_145730

Saltando de la emoción

Y dese ahí arrancamos el último tramo hasta Santiago. Momentos antes de llegar al Obradoiro nos cruzamos por la calle a Moncho, Paco y Manolo ya duchanos paseando, y fueron desde allí andando para acompañarnos en nuestra llegada.

IMG_20150603_155255

Oye, ¿y esa rueda? ¡¡Que no!!

Después de estar con ellos un rato en la plaza quedamos en llamarnos más tarde para cenar. Así que giramos la calle para ir al sitio de las credenciales y allí nos cruzamos a Alfredo. ¡Qué pequeño es Santiago! No tardamos nada en conseguir los certificados porque, aunque había mucha cola, abrieron como un segundo mostrado al lado de la puerta de entrada y un azafato nos indicó que pasásemos por allí. Creo que esto fue para compensar lo de los pinchazos.

¿Y si nos tomamos una cerveza antes de ir al hotel? Nos sentamos con Alfredo en una de las mesas de la calle del bar La Tita, el que tiene fama de hacer la mejor tortilla de patata de Santiago (o al menos las más grandes), y mientras tomábamos algo justo pasaron por allí Moncho, Paco y Manolo que se unieron. Nos dieron las diez de la noche ya a copas y hablando de cómo habían conocido a sus mujeres (nos encantan estas historias) y un poco de todo.

20150603_181904

Un Latinazo en Santiago. Qué de gente guapa.

Cómo la terraza estaba pegada a la tienda donde hace dos años dejamos las bicis para que nos las enviaran de vuelta a casa, cuando vimos abrir se las dejamos dentro, y continuamos. Se nos hizo de noche, y fuimos ya entonces al hotel a ducharnos para reencontrarnos todo el grupo. Después de otra copa nocturna Paco, Manolo y Moncho se despidieron (¡esperamos verles por Zaragoza!) y nosotros continuamos con Alfredo en el ambiente del Santiago nocturno.

ETAPA FINAL : SANTIAGO

Nososotras nos damos siempre un día allí antes de volver a Madrid para disfrutarlo un poco. De las cosas básicas a hacer ese día:

  • La misa del peregrinio: a las 12 h todos los días en la catedral. Aunque no seais religiosos personalmente es algo que creo que todo el mundo que ha llegado hasta Santiago merece la pena que vaya, por ver la reunión de peregrinos de todas procedencias y la catedral en pleno funcionamiento. Y cómo no, por ver el espectáculo del botafumeiro. Se puede aprovechar ahí o en cualquier otro momento que la catedral esté más vacío para pasar a dar el abrazo al santo y ver el sepulcro.
  • Mariscomanía: esto fue un gran descubrimiento gracias a que coincidí en una formación interna de mi empresa con una compañera del centro de Santiago. Es un restaurante que está en el Mercado de Abastos. Vais, comprais el marisco que querais en el mercado, y lo llevais allí y os lo cocinan por 4 euros por persona. Pan, bebida y postres a parte. Increíbles las almejas preparadas a la marinera, y al centollo para que todavía le estamos viendo. ¡No todo iban a ser pedales!

  • Café Momo: es un café que está por debajo del mercado al que siempre vamos a tomar café después de comer. Es muy bonito y tiene una terraza encantadora.

Las bicis las mandamos por correo a casa desde la tienda de bicis Ultreia (C/ Nova), junto con el casco y alguna cosa más, por 35 euros. Es la segunda vez que lo hacemos con ellos y todo siempre perfecto. Espero que encontreis esta info útil y que disfruteis de la experiencia.

¡Buen camino!

90

¿Os lo habeis creído todo? ¡La verdad fue es esta!

El principito

Lori Meyers – El tiempo pasará: https://www.youtube.com/watch?v=tVw-nlrMIuo

Las personas mayores nunca son capaces de comprender las cosas por sí mismas, y es muy aburrido para los niños tener que darles una y otra vez explicaciones.

[-]

– “I am very fond os sunsets. Let´s go and watch a sunset…” “But we must wait…” “Wait for what?” “Wait for the sun to set…” You looked very surprised at first, and then you laughted to yourself and said to me: “I keep on thinking I am at home… One day, I watched the sun setting forty-four times” you told me. And little later you added: “You know… when one is so terribly sad, one loves sunsets…” “The day you watched those fourty-four sunsets, were you that sad?” But the little prince made no reply.”

[-]

He could say no more because he was overcome with tears. Night had fallen. I had dropped my tools. I couldn´t have cared less about my hammer, my bolt, thirst or death. There was on a star, a planet, mine, the Earth, a little prince to be conforted! I took him in my arms and rocked him gently. I said to him… The flower you love is in no danger… I shall draw you a muzzle for your sheep… I shall draw you a fence for your flower… I… I did not really know what to say to him. I felt very awkward. I did not know how to reach him, how to catch up with him… The land of the tears is so mysterious.

[-]

At the time I was unable to understand anything! I should have based my judgement upon deeds and not words. She cast her fragance and her radiance over me. I should never have run away from her! I should have guessed at the effection behind her poor little tricks. Flowers are so inconsistent! But I was too young to know how to love her.

[-]

– “Don´t leave” said the king, who was proud of having a subject. “I will make you a minister!” “A minister of what?” “Of… of justice!” “But there is nobody here to judge!” ” Then you should jave to judge yourself”, answered the king. “That is the most difficult thing of all. It is far more difficult to judge oneself that to jusge others. If you succed i  judging yourself rightly, then indeed you are very wise.”

[-]

El principito atravesó el desierto en el que sólo encontró una flor de tres pétalos, una flor de nada. -¡Buenos días! -dijo el principito. -¡Buenos días! -dijo la flor. -¿Dónde están los hombres? -preguntó cortésmente el principito. La flor, un día, había visto pasar una caravana. -¿Los hombres? No existen más que seis o siete, me parece. Los he visto hace ya años y nunca se sabe dónde encontrarlos. El viento los pasea. Les faltan las raíces. Esto les molesta. -Adiós -dijo el principito. -Adiós -dijo la flor.

[-]

– Todavía no eres para mí más que un niño parecido a otros cien mil niños. Y no te necesito. Y tú tampoco me necesitas. No soy para ti más que un zorro parecido a otros cien mil zorros. Pero, si me domesticas, tendremos necesidad uno del otro. Tú serás para mí único en el mundo. Yo seré para ti único en el mundo…

– Comienzo a entender – dijo el principito. – Hay una flor… creo que me ha domesticado…

[-]

Mi vida es monótona. Yo cazo gallinas, los hombres me cazan. Todas las gallinas se parecen, y todos los hombres se parecen. Me aburro, pues, un poco. Pero, si me domesticas, mi vida resultará como iluminada. Conoceré un ruido de pasos que será diferente de todos los demás. Los otros pasos me hacen volver bajo tierra. Los tuyos me llamarán fuera de la madriguera, como una música. Y además, mira ! Ves, allá lejos, los campos de trigo ? Yo no como pan. El trigo para mí es inútil. Los campos de trigo no me recuerdan nada. Y eso es triste ! Pero tú tienes cabellos color de oro. Entonces será maravilloso cuando me hayas domesticado ! El trigo, que es dorado, me hará recordarte. Y me agradará el ruido del viento en el trigo…

[-]

Sólo se conoce lo que uno domestica – dijo el zorro. – Los hombres ya no tienen más tiempo de conocer nada. Compran cosas ya hechas a los comerciantes. Pero como no existen comerciantes de amigos, los hombres no tienen más amigos. Si quieres un amigo, ¡domestícame!

[-]

El principito fue a ver nuevamente a las rosas: – Ustedes no son de ningún modo parecidas a mi rosa, ustedes no son nada aún – les dijo. – Nadie las ha domesticado y ustedes no han domesticado a nadie. Ustedes son como era mi zorro. No era más que un zorro parecido a cien mil otros. Pero me hice amigo de él, y ahora es único en el mundo. Y las rosas estaban muy incómodas. – Ustedes son bellas, pero están vacías – agregó. – No se puede morir por ustedes. Seguramente, cualquiera que pase creería que mi rosa se les parece. Pero ella sola es más importante que todas ustedes, puesto que es ella a quien he regado. Puesto que es ella a quien abrigué bajo el globo. Puesto que es ella a quien protegí con la pantalla. Puesto que es ella la rosa cuyas orugas maté (salvo las dos o tres para las mariposas). Puesto que es ella a quien escuché quejarse, o alabarse, o incluso a veces callarse. Puesto que es mi rosa.

[-]

Esta noche… sabes… mejor no vengas. Podrá parecer que sufro… podrá parecer que me muero. No lo vengas a ver, no vale la pena. Parecerá que me muero y no será cierto…Tú comprendes. Es demasiado lejos. No puedo llevarme este cuerpo, es demasiado pesado. Pero será como una vieja cáscara abandonada. No tienen nada de triste las cáscaras abandonadas…

[-]

Por la noche mirarás las estrellas. La mía es demasiado pequeña para que te muestre dónde se encuentra. Es mejor así. Mi estrella será para ti una de las tantas estrellas. Entonces, te gustará mirar a todas las estrellas. Todas serán tus amigas. La gente tiene estrellas que no son las mismas. Para quienes viajan, las estrellas son guías. Para otros no son más que pequeñas luces. Para otros que son sabios, ellas son problemas. Para mi hombre de negocios significaban oro. Pero todas esas estrellas son mudas. Tú tendrás estrellas como no tiene nadie…Cuando mires el cielo por la noche, dado que yo estaré en una de ellas, dado que yo reiré en una de ellas, entonces será para ti como si rieran todas las estrellas. Tú tendrás estrellas que saben reír !Y cuando te hayas consolado (siempre se encuentra consuelo) estarás contento de haberme conocido. Serás siempre mi amigo. Tendrás ganas de reír conmigo. Y abrirás de vez en cuando tu ventana, así, por placer… Y tus amigos se sorprenderán de verte reír al mirar el cielo. Entonces les dirás: “Sí, las estrellas siempre me hacen reír !” Y ellos te creerán loco. Te habré jugado una muy mala pasada… Será como si te hubiese dado, en vez de estrellas, montones de pequeños cascabeles que saben reír…

[-]

It is madness to hate all roses because you got scratched with one thorn. To give up on your dreams because one didn’t come true. To lose faith in prayers because one was not answered, to give up on our efforts because one of them failed. To condemn all your friends because one betrayed you, not to believe in love because someone was unfaithful or didn’t love you back. To throw away all your chances to be happy because you didn’t succeed on the first attempt. I hope that as you go on your way, you don’t give in nor give up!